martes, 22 de julio de 2008

Si los juzgara Yrigoyen: decálogo del manifiesto hecho cenizas Cobista-Radicalista (3era. entrega de colección)

Todo el pueblo radical de clase media, del que sólo quedamos unos pocos que todavía creemos que el gobierno peronista va a ceder el lugar en algún momento, debe portar este manifiesto para agrupar sus ideas antiliberalistas y de pautas democráticas. Adoramos a Hipólito Yrigoyen tanto como amamos a nuestro infiltrado en el oficialismo (cosa que nunca vamos a llegar a ser) Julito "voto cambiado" Cobos.

A continuación, el decálogo de la Unión Cívica Radical Cobista:

1- Somos patriotas, queremos una democracia práctica, que apoye las iniciativas del pueblo unido en beneficio de un sector poderoso que utiliza cacerolas, no queremos peronistas combativos, no somos traidores, utilizamos la alianza con el Kirchnerismo para catapultar al Radicalismo Cobista hacia las elecciones de 2011. Y de yapa, nos unimos al reclamo del campo.

2- No adoramos a Perón como a un dios supremo, pero ahora lo tenemos a Cobos, que tiene unas pelotas grandísimas y vino a salvarnos del pozo en el que el radicalismo está metido desde hace...¿50 años?

3- De Hipólito Yrigoyen no se acuerda nadie, pero lo seguimos bancando, unidos como la Unión Cívica Radical que creamos en el 1800 y pico.

4- Fuimos el primer partido moderno de la Argentina, y con tal imagen, debemos seguir manteniendo nuestros principios, aunque de vez en cuando, una apoyadita a algún peronista no nos viene mal. Siempre y cuando sirva para que nos volvamos a hacer conocidos.

5- De la boca para afuera, Chupete De La Rua desprestigió a nuestro histórico partido, pero nosotros sabemos que lo hizo por nuestro bien. Y si, es verdad que pago coimas al Senado, pero lo hizo porque estaban por clausurar nuestra sede central del partido. Esta es una de las causas por las que no hacemos campañas públicas masivas.

6- Desde la Unión Cívica Radical siempre resurgimos de las cenizas, no importa que nuestro grado de probabilidad de desaparición de la política argentina sea del 127,5%. Mírenlo a Cobos, empezó siendo el: "Mendoza, al arco" de los Kirchner, y ahora está cerquita de hacer la gran Chacho Alvarez.

7- Seguimos apoyando a ultranza la Ley Saenz Peña que permitió llegar al poder al mismísimo Hipólito, la gran conquista política del radicalismo. Y aunque más tarde la misma ayudó al General para que nos quite el atril presidencial, seguimos tratando de influir en la conciencia del pueblo argentino, aunque cada vez haya menos adeptos.

8- Cobos + 10

9- Fuimos los protagonistas de la hiperinflación más abultada de la historia de nuestro país. Es por eso que los peronistas siempre nos arrebatan el poder, primero fue Men..., después fue Duhalde. Siempre prosiguen nuestro mandato y les va bien, y no es por mérito propio, es porque nosotros dejamos las bases estables en el Gobierno. Convensámonos de eso.

10- No inmortalizamos ninguna frase, pero cuando así sea, que Yrigoyen nos juzgue.

7 comentarios:

el loco traverso dijo...

a los subversivos como vos les vamos a proscribir el fotolog

Francis Bean dijo...

2- No adoramos a Perón como a un dios supremo, pero ahora lo tenemos a Cobos, que tiene unas pelotas grandísimas y vino a salvarnos del pozo en el que el radicalismo está metido desde hace...¿50 años?


Jajaja, genial

Gonzalo dijo...

Jajajaja! Magistral, campeón!!!! Es verdad, los radicales siempre hicieron lo mismo: apoyan a alguien y después lo dejan solo cuando las papas queman. Huyen como rata por tirante; si no, pregúntenle a Don Raúl si se acuerda del '87 y a Chupete en helicóptero (¿habrá bajado alguna vez desde que salió de la Casa Rosada?)
Como vos bien decis, hoy de Yrigoyen nadie se acuerda, pero tampoco lo adoran a Perón como a un Dios supremo. En realidad, a Yrigoyen sí lo adoraron como a un Dios: había todo tipo de merchandising yrigoyenista en épocas de Alvear y durante la campaña del '28. Lo que pasa es que, como el olvido en el "decálogo" K de la vez pasada, les conviene que nadie sepa de esto más allá de algún historiador trasnochado que enseñan en Uade. Si no, ¿cómo criticar a Perón, que "les robó el atril" con la Ley Sáenz Peña? En fin, mejor no sigo o me agarro una indigestión que te la voglio dire. Jejeje!
Un abrazo!

La candorosa dijo...

¿Quién es Cobos?...

Saludos!!

Germanico dijo...

Como va?

Disiento en algun comentario hecho mas arriba.
No son ellos quienes apoyan y son dejados solos: por el contrario, son ellos los abandonados. Tal cosa pasó en 1989 y volvio a ocurrir en 2001 cuando De la Rua recibió un no cuando llamo a que lo ayudaran.

Como bien vos decis, la UCR ha tratado de mantenerse fiel a sus principios y ha sido el primer partido moderno. Es el peronismo, en cambio, el que rota y cambia segun los tiempos: nacionalista con Peron, liberal con Menem, progresista ahora. Esto es posible pues es un movimiento, antes que un partido como la UCR, y le posibilita fluctuar. Sin una identificación ideológica clara (lo cual lo limitaría a la hora de querer hacer giros), siempre ha englobado a sectores opuestos:
obreros y burguesia media en los 40, Barrio Norte y Mataderos en los 90, izquierda revolucionaria y derecha autoritaria en los 70.

Me extendi demasiado jaja

Saludos

Analía dijo...

cobos pasó de ser el expulsado del radicalismo al amado del nuevo radicalismo.

Francis Bean dijo...

Renuncio alberto effff

Este gobierno en cualquier momento pira el viaje